25/01/2017 | Nacionales e internacionales

España quiere aprovechar los efectos del HLB

La bacteria conocida coloquialmente como 'dragón amarillo' y denominada Huanglongbing, está produciendo estragos en los principales productores de cítricos, concretamente en el limón, la naranja y la mandarina.

El Huanglongbing tiene tres variantes y es transmitido por dos insectos diferentes: Trioza erytreae, la versión africana de la bacteria, y Diaphorina citri, que transmite la versión americana y asiática.

Esta bacteria se ha detectado en todas las regiones de Asia (de donde tiene su origen) donde se cultivan cítricos, excepto en Japón. En América se ha detectado en Florida (EE. UU.) y en México.

Esta plaga y la no muy buena cosecha por parte de Brasil que suministra el 80% del consumo mundial de zumo de naranja concentrado ha hecho que el precio suba. Esta subida de precio se mantendrá para varias campañas al igual que sucede con el zumo de limón concentrado, hasta que el consumo de estos concentrados de frutas disminuya. Al igual que ha pasado con la uva concentrada y la piña concentrada estos últimos años.

La producción de naranja en Brasil se redujo en 2016 a 244 millones de cajas de 44,8 kilogramos, de los 300 millones de 2015, lo cual supone un descenso del 18,6%.

Estas circunstancias junto a un incremento de la demanda han hecho que los precios de los cítricos suban considerablemente en todo el mundo. En julio del año pasado, el precio de la caja de naranjas destinada a la industria estaba en 4,39 $ contra los 1,14 $ del mismo mes de 2015.

Con las existencias en mínimos y los precios altos se produce una situación ideal para las empresas exportadoras de cítricos. Dado que España es el primer país exportador de Europa en cítricos y que el 'dragón amarillo' no es un problema por ahora, se produce una tormenta perfecta para las empresas españolas.

De aquí unos meses veremos si estas condiciones han servido para mejorar los volúmenes de cítricos exportados.

Fuente: freshplaza.es